En el "décimo subsuelo": el nuevo cierre vaciará shoppings y comercios, ¿cuáles son los rubros más perjudicados?

ACTUALIDAD Por Patricio Eleisegui para Iprofesional
20-restric1

El impacto será definitivo para muchos. Se acelerará el desempleo y la destrucción de las pymes. Terminarán de derrumbarse varias zonas comerciales de la Ciudad. 

Esas y otras certezas son las que dominan la opinión de entidades y empresarios al conocerse que el Gobierno cerrará la mayoría de los rubros durante, al menos, tres fines de semana consecutivos.

La gastronomía, como en la etapa más dura de la cuarentena del año pasado, sólo podrá operar mediante las modalidades de delivery y "take away", es decir, los pedidos para retirar. Inversores del ramo consultados por este iProfesional sostuvieron que estas opciones "no mueven la aguja", sobre todo en los emprendimientos "clásicos".

Pero restaurantes, bares, pizzerías y confiterías no serán los únicos afectados por el "cepo" comercial que viene. Los propietarios e inquilinos de locales también estarán entre los alcanzados, y para los shoppings regirá otra prolongación de un cierre que volvió a disparar la vacancia puertas hacia adentro.

"Esto nos termina de destruir en más de un aspecto", dijo a iProfesional Fabián Castillo, titular de FECOBA, la federación del comercio y la industria.

"Los días de fin de semana como el sábado con clave para equilibrar las ventas bajas. Son las jornadas que la gente usa para caminar, pasear, comprar con cierta tranquilidad. Lo que no busca en la semana lo consigue el sábado. Mantener los locales cerrados por tres fines de semana será un desastre", afirmó.

Para Castillo no hay dudas en que la decisión del Gobierno es, básicamente, volver a Fase 1 la actividad económica de la Ciudad. "La opción del delivery no es un alivio ni mucho menos para los emprendedores. Con suerte representa el 15 por ciento de la facturación, y esto para los gastronómicos. Incide el tipo de producto que ofrecés y la zona donde estás instalado", comentó.

"Para rubros como la indumentaria el escenario que viene es fatal. Los comerciantes se endeudaron para comprar los productos del cambio de temporada y ahora no tendrán margen para asegurar la venta. Sacarte días de comercialización implica volver a incumplir con los proveedores. El Gobierno no entiende que no sólo se afecta al local a la calle: este tipo de decisiones termina resintiendo a toda la cadena de producción y venta", precisó.

En las últimas horas, FECOBA planteó a las autoridades del gobierno de la Ciudad que "no hay margen económico que permita a las pymes cerrar los fines de semana". La entidad solicitó que se hagan testeos en los centros comerciales a cielo abierto de la Ciudad e insistió en que "los comercios no contagian".

"Venimos cumpliendo todos los protocolos porque somos los primeros que sabemos que hay que cuidar el trabajo y a los clientes", recordó Castillo.

El titular de FECOBA adelantó también que José Luis Giusti, ministro de Desarrollo Económico porteño, recibirá a la mesa de la entidad que se ocupa de la situación del micro y macrocentro de Capital Federal, considerada por los empresarios una "zona de desastre económico".

El directivo remarcó que, al menos hasta ahora, el Estado no se ha comprometido a brindar ayuda a los empresarios pyme.

"A nivel Ciudad, el comercio perdió por lo menos el 15 por ciento de sus locales con el cierre que provocó la pandemia. Sólo durante la cuarentena de 2020 se perdieron más de 15.000 comercios. Con las nuevas restricciones iremos directo a un desastre mucho peor. La situación de Florida y Lavalle quedará casi como una anécdota", aseguró ante iProfesional.

Siempre según Castillo, sólo Florida suma hoy más de 100 locales con frente a la senda totalmente desocupados. Ya dentro de las galerías, la vacancia es del orden de los 400 inmuebles comerciales cerrados.

"Las restricciones duras nos meterán en una catástrofe peor a la de 2020. El año pasado se perdieron miles de comercios incluyo con la ayuda de los ATP para cubrir parte de los sueldos. Ahora no tenemos ese auxilio, por lo que cualquier medida para reducir la actividad será fatal", concluyó.

Shoppings, "liquidados"

"Vamos directo al décimo subsuelo. Ya estamos en el quinto". De esa forma resumió Mario Nirenberg, gerente general de la CASCA, la cámara que integra a los centros comerciales, el estado de situación y la perspectiva del rubro a partir de las medidas que vienen.

"La situación de los locatarios no da para más y esta prolongación del cierre generará quiebras masivas. Las autoridades no nos soluciones, sólo se limitan a informar que vamos a continuar cerrados. Dentro de América latina somos el único país que mantiene a los shoppings totalmente fuera de funcionamiento", aseguró a iProfesional.

"El Gobierno entiende que los números de la pandemia le dan la razón para mantener todo cerrado. La realidad es que, si no hay una ayuda mejor que el REPRO que hoy se ofrece, y para el que no todos pueden calificar, vamos a seguir hablando de locales que se desocupan y personas que pierden sus empleos", agregó.

Nirenberg comentó que, a raíz del cierre impuesto, los shoppings volvieron a aplicar la medida de no cobrar los alquileres mientras continúe el cierre. Sin embargo, el directivo reconoció que decisión no alcanza. Y que el aumento de la vacancia vuelve a ser la tendencia dominante.

El cierre de los shoppings 

El cierre de los shoppings mantiene en situación de riesgo a más de 40.000 empleos.

"El año pasado pronosticamos un nivel, para el pico de la cuarentena, del orden del 25 por ciento. Por fortuna no fue así: anduvimos en el orden del 12 por ciento. Pero, claro, el Gobierno aportada los ATP para cubrir parte de los sueldos. Había otras ayudas. Ahora, sin nada de eso y encima este cierre, consideramos que la vacancia subió a un 17 por ciento sólo en este tramo de nueva inactividad", detalló.

A fines del mes pasado, la CASC elevó un amparo ante el Juzgado Contencioso Administrativo Federal N°6 exigiendo la reanudación de la actividad. El pedido en cuestión se hizo con el respaldo de IRSA y Cencosud, dos de los principales operadores de shoppings de la Argentina.

Asimismo, indicaron también desde la entidad, Recoleta Mall, El Solar y Devoto, son otros de los emprendimientos que elevaron una medida judicial con el mismo pedido.

Los centros comerciales propusieron una reapertura con limitación horaria y el establecimiento de un aforo para evitar las aglomeraciones. Al menos hasta ahora, la Justicia llevó a cabo ningún pronunciamiento.

Te puede interesar