¿Qué está pasando en Afganistán? Las claves de la ofensiva talibán

ZEJFDCBEL6KSGOERE44L7O67WQ

La milicia de los talibanes, grupo armado fundamentalista afgano, ha logrado en alrededor de tres meses poner en jaque al Ejército de Afganistán, entrenado y apoyado en las dos últimas décadas por contingentes internacionales, en una rápida ofensiva que ha ido avanzando desde el perímetro de las provincias hacia las grandes ciudades como Kunduz, Herat y Kandahar, hasta llegar este domingo a la capital, Kabul. Casi 20 años después de la rendición talibán ante la campaña militar lanzada por Estados Unidos y la Alianza del Norte (afgana) contra el considerado santuario de la red terrorista Al Qaeda, la guerrilla insurgente está a punto de hacerse de nuevo con el control total de Afganistán. Estas son las claves para entender qué está pasando:

 
¿Quiénes son los talibanes? El grupo armado de los talibanes, los “estudiantes”, según su traducción de la lengua pastún, toma forma a inicios de los años noventa del siglo pasado. En 1989, los muyahidines ―combatientes por la yihad (guerra santa) armada―, afganos y extranjeros, habían derrotado a las tropas de la Unión Soviética en Afganistán tras una década de guerra. Desde la frontera afgano-pakistaní, los talibanes, nacidos en los seminarios religiosos fundamentalistas, prometieron orden y seguridad en su ofensiva para gobernar el país.

En 1996, la guerrilla tomó el control de Kabul y arrebató el Gobierno y la presidencia al líder muyahidín Burhanuddin Rabbani, uno de los héroes de la victoria frente a los soviéticos. En su avance, los talibanes instauraron un régimen integrista sobre la interpretación rigurosa de la ley islámica. Entre otras medidas, impusieron castigos físicos, desde la pena capital en plaza pública a los latigazos o la amputación de miembros por delitos menores; despojaron de cualquier derecho a las mujeres, a las que obligaron a cubrirse íntegramente con el burka, y a las niñas, a las que prohibieron ir al colegio a partir de los 10 años, y erradicaron cualquier expresión cultural (cine, música, televisión) o incluso arqueológica —destruyeron en marzo de 2001 los Budas de Bamiyán—.

Tras aquella toma del poder en Kabul, solo tres países reconocieron a los talibanes: Arabia Saudí, Emiratos Árabes Unidos y Pakistán. Los servicios de inteligencia de este último país, pese a las negativas de Islamabad, han sido acusados por Estados Unidos de apoyar la insurrección talibán. El Centro para el Combate del Terrorismo de West Point estima que los talibanes cuentan con en torno a 60.000 combatientes, a los que se les sumarían decenas de miles de milicianos afines y colaboradores.

¿Por qué Estados Unidos declaró la guerra a los talibanes en 2001? Cinco años después de la toma de Kabul por los talibanes, el 11 de septiembre de 2001, Estados Unidos sufrió los atentados de las Torres Gemelas, con un balance de alrededor de 3.000 muertos. Washington culpó del ataque a la red terrorista Al Qaeda, nacida a finales de los ochenta y liderada entonces por el saudí Osama Bin Laden. El Gobierno del presidente republicano George W. Bush declaró la guerra al terror y a sus santuarios, entre ellos, el Afganistán de los talibanes, donde se creía que habían encontrado refugio Bin Laden y la cúpula de Al Qaeda al abrigo del mulá muyahidín Mohamed Omar.

Fuente: El País

Te puede interesar