La fiebre por el hidrógeno alienta nuevas salidas a Bolsa en Europa

pag19-wa0045_optjpeg

Los inversores europeos de empresas de energías renovables que han visto cómo sus cotizaciones sufren una corrección generalizada en 2021 tienen cada vez más opciones de formarse una cartera propia de compañías específicas de una de las fuentes alternativas más en boga en los mercados, el hidrógeno. 

Qué es y para qué sirve el hidrógeno verde, el foco de la inversión histórica que se hará en la Argentina

La fiebre inversora por el hidrógeno se había tenido que desplazar hacia empresas con una exposición más o menos relevante a este segmento de negocio ante la escasez de compañías cotizadas específicas del sector. La lista se ha ampliado notablemente en los últimos meses, y podría seguir aumentando al más corto plazo.

El sector contempla con expectación la posible llegada a Bolsa de un protagonista destacado. El gigante industrial alemán ThyssenKrupp estudia sacar a Bolsa su negocio de hidrógeno, con una colocación bursátil que podría tener lugar durante el primer trimestre de 2022.

Según fuentes citadas por Bloomberg, esta división, denominada Uhde Clorine Engineers (TKUCE), podría alcanzar una valoración en el mercado próxima a los 5000 millones de euros, fruto de una continua revalorización durante los últimos meses. Hace medio año, en mayo, Credit Suisse había valorado este negocio en 2800 millones de euros. 

El Gobierno lanza una convocatoria por $ 1000 millones para promover la transición energética

El posible estreno bursátil de Uhde Clorine Engineers cuenta con referencias muy recientes en Europa. A pesar de la contención en el número de salidas a Bolsa, este verano incluyó el salto a los mercados cotizados de dos compañías específicas de hidrógeno como la danesa Green Hydrogen Systems y la británica HydrogeneOne Capital. 

Un depósito de hidrógeno fabricado por ITM Power Plc, en la planta de electrólisis de la refinería de hidrógeno verde de Wesseling, operada por Royal Dutch Shell Plc en Alemania - Bloomberg

La primera de ellas debutó en la Bolsa de Copenhague en junio con subidas del 10% en su estreno, aunque cinco meses después la cotización de Green Hydrogen Systems se sitúa en 36 coronas danesas por acción, por debajo del precio fijado para su OPV, establecido en 40 coronas danesas. 

La británica HydrogeneOne Capital sí logra un balance claramente positivo en su cotización desde su incorporación hace tres meses y medio a la Bolsa de Londres, con subidas superiores al 20% en este periodo. 

Las firmas de inversión trasladan su optimismo mayoritario sobre las empresas más ligadas al hidrógeno. La semana pasada los analistas de Jefferies emitieron un informe actualizando sus perspectivas sobre el sector a través de una cartera de cinco empresas europeas con exposición al hidrógeno, aunque no específicas del sector.

El balance final de Jefferies era claramente alentador, con tres recomendaciones de 'comprar' y dos de 'mantener'. Los valores europeos favoritos de la firma estadounidense son la italiana Italmobiliare, la noruega Nel y la sueca Powercell, por delante de la británica Ceres y la francesa Mcphy Energy.

Fuente: El Cronista

Te puede interesar