Perotti le pidió por favor al presidente que lo ayude en materia de seguridad

YNCW4UQ6RVAENPV3RP6HFT5CQY

El gobernador de Santa Fe, Omar Perotti, mantuvo múltiples reuniones, a lo largo del martes, con representantes del gobierno nacional, dedicadas a avanzar en medidas para combatir la inseguridad en la provincia, que crece día a día y que tiene su foco de tensión en Rosario.

El mandatario se reunió primero con el ministro de Seguridad, Aníbal Fernández; luego con el Jefe de Gabinete, Juan Manzur y, en el final del día, con el presidente Alberto Fernández. En su encuentro con el Jefe de Estado, Perotti hizo tres pedidos concretos: aumentar los controles en las cárceles federales, ocupar los cargos vacantes que hay en la justicia federal de la provincia y sumar más fuerzas federales para patrullar y controlarla zona de Rosario y sus alrededores.

En el gobierno santafesino entienden que la única forma de avanzar, con medidas concretas, en la lucha contra el crimen organizado es hacerlo con esas decisiones que dependen del gobierno nacional. Necesitan el acompañamiento de la Casa Rosada para poder frenar la ola de delitos, tiroteos, amenazas y homicidios que mantiene en vilo a la ciudad más grande de Santa Fe.

El caso paradigmático es de la familia Cantero, que le dieron vida a la banda Los Monos. Su líder actual, Ariel Máximo “Guille” Cantero, se encuentra detenido en el Penal de Marcos Paz, pero sigue manejando los negocios vinculados al narcotráfico y el crimen desde su celda. Su influencia se agranda y parece imparable con el paso de los años y pese a las condenadas que tiene.

Cantero fue condenado ocho veces por la Justicia de su provincia por diversos delitos que van desde narcotráfico y amenazas hasta secuestros extorsivos. Acumula penas por más de 95 años de cárcel. En el último juicio en su contra, en que fue condenado a 22 años de prisión, aseguró que contrataba “para tirar tiros a los jueces”. La impunidad de sus expresiones también describen el momento que vive la seguridad en Santa Fe.

Luego de la reunión con Fernández, el gobernador Perotti dialogó con los acreditados en la Casa Rosada y aseguró que “no hay paquetes de medidas mágicos, ni figuras que resuelvan todo de la noche a la mañana”, respecto a los graves problemas de inseguridad que afectan a la provincia.

El mandatario recalcó que creen “necesaria la presencia de más fuerzas federales” y que haya “mayor coordinación y efectividad” en el trabajo conjunto entre las fuerzas de seguridad federales y las provinciales. Además, destacó que necesitan que “se sigan ajustando los controles en las cárceles federales desde donde surgen instrucciones para hechos delictivos”.

La reunión con Fernández le sirvió al Gobernador para volver a poner en agenda la necesidad del apoyo del gobierno nacional frente a la ola de inseguridad. Sobre todo, luego de la balacera a dos locales gastronómicos llenos de gente que conmocionó a Rosario y a toda la provincia. El ataque sembró aún más miedo dentro de los límites santafesinos.


A fines de septiembre el Gobierno destinó a 1575 agentes federales para combatir el narcotráfico en Rosario. Fue la primer respuesta al problema que ejecutó Aníbal Fernández apenas asumió en el cargo. De ese total, viajaron 575 en forma inmediata, mientras que los otros 1000 conformará la unidad móvil número 7, que tendrá la función exclusiva de custodiar los accesos a Rosario y a Santa Fe desde todos los puntos cardinales. Recién empezará a operar en marzo.

Este martes Perotti fue claro en su pedido y en la preocupación que tiene respecto al crecimiento del delito en su provincia. “Necesitamos que la presencia de las fuerzas federal y la estructura de la justicia federal tengan mayor peso en la provincia”, indicó.

En lo que respecta a la ocupación de cargos en el organigrama judicial, el Gobernador aseguró que su gobierno “no puede seguir enfrentando la lucha contra el delito si tenemos la misma estructura de la justicia federal desde hace 40 años”. Y agregó: “El delito mutó enormemente y la estructura federal sigue siendo la misma. Es una estructura raquítica”.

Los puestos vacantes son en fiscalías y juzgados. Además, el gobierno provincial pide abrir nuevos juzgados tematizados. Más investigación, más velocidad en las resoluciones judiciales. De eso se trata, asumen en la provincia. El reclamo es una de las banderas que levanta Perotti cada vez que su gestión queda aturdida por un conflicto con la inseguridad.


Este miércoles, a las 16, Omar Perotti recibirá en la gobernación al intendente de Rosario, Pablo Javkin y el de la Ciudad de Santa Fe, Emilio Jatón, y legisladores que corresponden a la oposición, específicamente al Frente Amplio Progresista. En ese encuentro se pondrá blanco sobre negro la situación que está viviendo la provincia con el crecimiento de las bandas criminales y los hechos delictivos.

El último fin de semana Javkin marcó la cancha en la discusión provincial al quejarse por la imposibilidad de tener poder de decisión en la lucha contra el nacrotráfico que azota la ciudad que gobierna. El jefe comunal quiere tener más injerencia en la mesa de seguridad provincial que se reúne todos los lunes y que está integrada por el ministro de Seguridad provincial, Jorge Lagna, la Policía Federal, la Policía Santafesina, la Gendarmería y la Prefectura.

“Rosario padece desde hace tiempo el fracaso de la protección que deben darnos. Yo no puedo combatir al narcotráfico con un handy. Si esto sucediera cerca de Buenos Aires la reacción sería más rápida y efectiva. No tengo policía, no tengo nada. Para controlar las motos yo tengo que contratar policías. Yo no tengo policía, tampoco justicia, ni fiscales ni juez”, se quejó, después de la balacera a los restaurantes.

Perotti se llevó de Buenos Aires el compromiso de que el gobierno nacional lo respaldará. Pero no hubo anuncios ni promesas concretas. Solo la voluntad de apoyarlo. En el gobierno provincial ahora esperan hechos concretos porque creen que el crecimiento de la inseguridad en la provincia romperá los límites santafesinos y se convertirá, tarde o temprano, en un problema de alcance nacional.

Fuente: Infobae

Te puede interesar