“En JxC trabajamos para ganarle al peronismo cordobés, no para sumarlo”

POLÍTICA - CÓRDOBA Por Luis ZEGARRA*
multimedia.normal.b6247b8b2387b268.576861747341707020496d61676520323032302d30372d31362061742031302e5
Marcelo COSSAR

La relación que Juntos por el Cambio (JxC) tendrá con el gobernador de Córdoba, Juan Schiaretti, tanto a nivel nacional como provincial, sigue siendo el principal intríngulis para el armado que la alianza opositora diseña hacia 2023 en la provincia. Mientras algunas figuras proponen una asociación en una megaalianza electoral, otras voces remarcan que el futuro armado de JxC debe consolidarse a partir de una certeza indeclinable: la derrota del schiarettismo.

 

Por esta senda transitan las voces del radicalismo más críticas de la gestión de Hacemos por Córdoba (HxC). Entre ellas, el legislador radical Marcelo Cossar. El exviceintendente capitalino durante la primera gestión de Ramón Javier Mestre, afirma que la dirigencia local de la oposición tiene como objetivo imponerse en 2023.

También ratifica que, a su parecer, las únicas candidaturas legítimas en el espacio son las de Luis Juez y Rodrigo de Loredo, a pesar de que "una vez por semana aparezca una nueva" postulación por parte de algún referente cambiemita provincial.

 

-El diputado Orlando Arduh dijo que es el único que expresa públicamente su apoyo a que Rodrigo de Loredo sea gobernador.

-Arduh es un outsider de la política. Cree que tenemos que unirnos a Hacemos por Córdoba (HxC) y sumar al gobernador. Son opiniones propias, no representan a ningún sector ni a ningún dirigente de peso dentro del radicalismo o de JxC. Cómo no voy a querer un candidato radical. Al contrario, trabajo para ganar en 2023, para que repitamos la foto de 2021, donde les ganamos por paliza al Frente de Todos y a HxC por 30 puntos.

-Por ahora, De Loredo aparece como el único posible candidato del radicalismo. Hay, sí, de otras fuerzas.

 

-En 2019 nos equivocamos feo. No podemos seguir haciéndole favores a HxC yendo desunidos. Tenemos que representar a esa mayor parte del electorado que nos pide que vayamos juntos y que en 2021 eligió como referentes de este espacio a de Loredo y a Juez. Las candidaturas no se pueden inventar, aunque una vez por semana aparezca una nueva.

 

-Dice que no hay que inventar. ¿Hay candidatos legitimados ya?

 

-Sí, claro: Juez y De Loredo. No es porque yo lo crea. Lo dijo la gente. En las PASO se presentó un abanico de precandidatos para JxC. Luego, en las generales, de manera abrumadora, la gente votó a De Loredo y a Juez. Hay que mirar lo que ocurrió en 2021 para repetirlo y sumar nuevas fuerzas. Hay que hacer esfuerzos para que Encuentro Vecinal se sume a la coalición, porque compartimos muchos principios y las mismas ganas de trabajar con honestidad para recuperar la agenda de las cosas que le pasan a la gente.

-Encuentro Vecinal ha sido crítico acérrimo de Schiaretti, pero también de la gestión del radicalismo en la capital cordobesa.

 

-Es imposible que coincidamos en todo, pero confluimos en la necesidad de generar una alternativa seria para Córdoba. Hay que trabajar y profundizar esas coincidencias. Tenemos diferencias en nuestro propio partido y dentro de los partidos que conformamos la alianza, imaginate si no las vamos a tener con otras fuerzas políticas. Vale la pena seguir dialogando.

 

-Juez ha tenido fuertes cruces con dirigentes de su partido en el pasado. ¿Hay quienes aún lo miran con desconfianza?

 

-Veo a Juez comprometido dentro del espacio. Trabajamos mucho para eso y para generar confianza. Seguramente vamos a tener diferencias y momentos de tensión, que los hay en todos los espacios, pero lo importante tiene que superar a lo accesorio. El cordobés no es zonzo. Eligió a quienes están porque han tenido aciertos, pero también porque los que componemos JxC hemos cometido errores. Si vamos divididos, si los nombres se imponen a las propuestas, no es casualidad que no nos elijan. En 2021 empezamos a dejar eso atrás y la gente nos volvió a ver como opción. También percibe algo que hace mucho no veía: un radicalismo con muchas ganas de ganar, no solo de competir.

-En JxC hay quienes alientan la incorporación de Schiaretti. Se habla de una alianza nacional, pero tendría impacto a nivel local.

 

-Con absoluta seguridad, los que somos de Córdoba queremos ganarle a Schiaretti y al peronismo cordobés. Los que vivimos acá sabemos perfectamente que no existe el federalismo que pregonan. Ahora veo un gobernador que está muy interesado por instalarse en la órbita nacional, donde es desconocido, y no pierde la oportunidad de mostrarse con dirigentes de JxC para sacarse una foto. Eso lo favorece, lo ayuda a limpiarse el kirchnerismo residual que le puede quedar, porque hasta no hace mucho votaba más de una ley propuesta por el kirchnerismo. En Córdoba no estamos pensando ni necesitando sumarlo. Todo lo contrario: estamos pensando en ganarle.

 

-Uno de los dirigentes que Schiaretti recibió es el presidente de su partido, Gerardo Morales.

 

-Es el gobernador de Jujuy.

 

-También es el presidente de la UCR a nivel nacional.

 

-Yo veo a Schiaretti necesitado de juntarse con otros dirigentes. Allá él y Morales. Acá en Córdoba, lo ha dicho De Loredo, no habrá correlato. Si están trabajando para eso a nivel nacional, sepan que en Córdoba no tendrá incidencia, porque los dirigentes de las distintas fuerzas políticas estamos trabajando para ganarle al peronismo, no para sumarlo. ¿Cómo vamos a sumar a quien lidera el gobierno de la provincia con mayor índice de desempleo y tercera en el índice de inseguridad?

 

-¿La UCR tendrá un rol preponderante en el armado de JxC para 2023, a diferencia de lo ocurrido en 2015 y 2019?

 

-Mi partido es el principal articulador del espacio, pero a las cosas hay que ganárselas. A nivel nacional, a diferencia de 2015, hoy tenemos un abanico de dirigentes con muy buen perfil, lo que nos permite pensar una fórmula presidencial encabezada por un dirigente radical. Ahora, el solo hecho de ser la UCR no nos da derecho a encabezar las boletas.

 

-Hablaba de un radicalismo con ganas de ganar.

 

-No hay que imponer. Hay que trabajar para elegir los mejores candidatos. Quiero ganarle al kirchnerismo. Me encantaría que sea con un radical encabezando la fórmula, pero por encima de eso tenemos la obligación de recuperar el país. Lo mismo en Córdoba. Si del mecanismo interno surge un nombre de otro partido, el radicalismo debe acompañar.

*Para Letra P

Te puede interesar