Rusia anunció una nueva fase de la guerra en Ucrania para “liberar” a las regiones separatistas

4NCZCLJ2PBDJLJY2Y5KW5ITFHI

Rusia anunció este martes “una nueva fase” de la guerra en Ucrania con el inicio de una ofensiva para “liberar” las regiones separatistas del Dombás, de mayoría prorrusa, en el este del país.

El canciller ruso, Serguéi Lavrov, dijo que esta nueva etapa del conflicto “será un momento muy importante para esta operación especial”, el eufemismo con el que el Kremlin bautizó la invasión lanzada el 24 de febrero.

Las fuerzas armadas ucranianas confirmaron que Moscú había “intensificado su ofensiva” en el flanco oriental.

El ministro ruso de Defensa, Serguéi Shoigu, aseguró que las tropas estaban implementando un “plan de liberación” de las autoproclamadas repúblicas de Donetsk y Lugansk”, los territorios separatistas prorrusos del este de Ucrania y cuya independencia fue reconocida por Vladimir Putin antes del inicio del conflicto.

Además, anunció que el ejército ruso había neutralizado 13 posiciones ucranianas en el Dombás, incluyendo la ciudad clave de Sloviansk, y bombardeado otros “60 objetivos militares”, algunos en la línea del frente oriental de Ucrania.

La eventual conquista de esta región minera controlada parcialmente por separatistas prorrusos brindaría a Moscú una franja continua de terreno en la costa del Mar Negro hasta la península de Crimea, que Rusia se anexionó en 2014.

El gran obstáculo para ese plan sigue siendo la ciudad de Mariúpol, asediada desde hace semanas, donde las últimas fuerzas ucranianas atrincheradas en el vasto complejo industrial de Azovstal recibieron un nuevo ultimátum de Moscú.

En Mariúpol, además de los combatientes, habría “al menos 1.000 civiles, la mayoría mujeres, niños y personas mayores, en refugios subterráneos” de la fábrica, dijo el consejo municipal en Telegram.

El secretario general de la ONU alertó sobre una “concentración intensa de fuerzas y fuego”
En tanto, el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, denunció una “concentración intensa de fuerzas y fuego” que hace esta batalla inevitablemente más violenta, sangrienta y destructiva”.

Además pidió una “pausa humanitaria” de cuatro días con ocasión de la Pascua ortodoxa.

En el plano diplomático, Estados Unidos y la Unión Europea lograron este martes un “amplio consenso” sobre la necesidad de aumentar la presión sobre Rusia, particularmente a través de “nuevas sanciones”, afirmó el martes el gobierno italiano.

Los países aliados también coincidieron en señalar la necesidad de “aumentar el aislamiento internacional de Moscú”, precisó el gobierno en un comunicado.Ese anuncio fue confirmado por la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen.

“Reforzaremos aún más nuestras sanciones contra Rusia e intensificaremos la ayuda financiera y de seguridad a Ucrania”, aseguró en un tuit.

La decisión se tomó durante una reunión telemática dedicada a la invasión rusa en Ucrania entre el presidente Joe Biden y los principales aliados de Estados Unidos.

Fuente: TN

Te puede interesar