Alquileres: los precios subieron hasta 241% con la nueva ley

Sin-sdfsf

A dos años desde que se sancionó la polémica Ley de Alquileres N° 27.551 –cuyas modificaciones se discuten ahora en el Congreso– mes a mes surge un dolor de cabeza para quien debe renovar su contrato o buscar una vivienda para alquilar.

Un estudio del Instituto de Investigaciones Económicas (IIE) de la Bolsa de Comercio de Córdoba señaló que los inquilinos se vieron impactados negativamente por la normativa y la suba de los alquileres superó en todo el país, la inflación de 146% acumulada en 24 meses, desde julio de 2020..

El análisis determinó que en la zona norte del Gran Buenos Aires (GBA) fue donde más aumentaron: un 241% (95 puntos porcentuales más que la inflación acumulada).

Mientras que en la zona sur/oeste del GBA el alza fue del 207% en el mismo período.

En el informe trabajaron el economista Fabio Ezequiel Ventre y Manuela Rossi, ambos investigadores de la Bolsa de Comercio de Córdoba.

“Desde que entró en vigencia la ley surgió el problema de oferta y demanda. Se redujo mucho la oferta: sólo en el mismo mes que se empezó aplicar en plena pandemia tuvo un impacto notorio que se agravó con los meses. Empezó a subir la demanda con las habilitaciones de actividades. Otra razón por la que subieron tanto los precios es porque el régimen de actualización se rige por esta variable en uno de los peores momentos de la historia inflacionaria de nuestro país. De estar debajo de la inflación como antes, hoy los valores de alquileres subieron muy encima de esta distorsión”, dijo Ventre.

Para el informe hacen referencia sobre los departamentos de dos ambientes. Ventre, aclaró: “Igual subieron los precios en todas las tipologías. Las alzas no distinguen del tipo de propiedades ni cantidad de ambientes”.

En otras ciudades

En cuanto al resto del país, en Rosario el incremento registrado alcanza 187%, y en Córdoba, 169 por ciento. Y algo similar sucedió en La Plata, Mar del Plata, Neuquén y Mendoza, donde se estiman ajustes superiores al 145% y además faltan inmuebles para alquilar de tres y cuatro ambientes, argumentan especialistas.

Ventre remarcó que los aumentos son mayores en el interior que en Buenos Aires y que eso se da porque en la Capital aún hay muchas empresas que mantienen el home office; parte del personal trabaja desde sus hogares y no tuvieron que buscar inmuebles para alquilar como en otras partes del país en donde casi toda la actividad laboral y universitaria presencial se inició antes.

“En Córdoba, ciudad que el mercado de alquileres es muy movido por los estudiantes universitarios, sobre todo en la zona de Nueva Córdoba, se hicieron muchos contratos a inicios del año pero se nota que aún no recuperó la dinámica de otras épocas pre pandémicas”, ejemplificó.

Qué puede ocurrir

Mientras oficialismo y oposición discuten si dan media sanción a uno de los dos proyectos de la Ley de Alquileres que reformará la vigente (aprobada hace dos años), los valores siguen en alza.

Los datos contrastan con la realidad de los dos años previos a la sanción de la nueva normativa. Antes de la actual ley, entre julio de 2018 y junio de 2020 la inflación acumuló 122% y los alquileres subieron por debajo.

La demora en la definición del debate en el Congreso nacional agrava las circunstancias en el corto plazo.

“A la expectativa de que las modificaciones retrotraigan parte de las regulaciones introducidas en 2020, la oferta de alquileres alcanzó su nivel mínimo en más de una década”, concluyó Ventre.

Fuente: Infobae

Te puede interesar